La llegada de la Familia Castañeda que se celebra el 4 de enero en el marco del Carnaval de Negros y Blancos, tiene sus orígenes hacia 1928, cuando de la población de El Encano, en el sector rural de Pasto, llega a la ciudad una familia de campesinos conformada por los padres, hijas e hijos, en pos de una romería al Santuario de Las Lajas para pagar una promesa a la Virgen. Consigo traen sus carretas cargadas de utensilios como baúles, canastos, puros, petacas, sillas, cafeteras y múltiples animales de granja, en una singular composición que dio origen al desfile que hoy los recuerda y los pone en escena año tras año. La llegada de la Familia Castañeda rememora la tradición y las características de los pobladores urbanos y rurales de la comarca; recuerda el paso de una familia transeúnte que con sus personajes, estampas y parafernalia es invitada a disfrutar de los Carnavales de Pasto, simbolizando desde 1928 el encuentro, el retorno, la tradición, la memoria colectiva, la hospitalidad y amabilidad característica de los pastusos y nariñenses en general.

 

 

El desfile recorre la Senda del Carnaval, al grito de !Viva la Familia Castañeda!!Viva Pasto y sus Carnavales! !Viva Pasto carajo! Con la llegada de la Familia Castañeda comienza el Carnaval, así lo confirman los cantares:

 

La familia Castañeda

Con corotos y petacas,

En carretas va llegando,

Al sonar de mil maracas.

 

La Familia Castañeda,

Evoca la tradición,

La hospitalidad pastusa,

Es toda una invitación.

 

En lo bueno de la juerga,

Aparecen los cusillos,

Asustando a todo el mundo,

A los guaguas y chiquillos.

 

Con los negros y los blancos

Y Pericles Carnaval,

La Familia Castañeda,

Esta fiesta es pa’gozar.

 

https://udenarperiodico.com/wp-content/uploads/2017/01/Pericles-Carnaval-udenar-periodico.jpg
Pericles Carnaval, el gran animador de la fiesta. Fotografía John Alexander Rosero Pasur.

 

La travesía de la Familia Castañeda se hace a pie y en carretas, cargando sus utensilios a cuyo recibimiento sale “Pericles Carnaval”, quien es el encargado de representar a la ciudadanía pastusa y saludar a la Familia Castañeda. Pericles Carnaval es el gran animador de la fiesta, pues se mueve al ritmo de las bandas de músicos acompañado de su mujer doña Tremebunda, que según las malas lenguas, “es una mujer muy alegre y un poquito vagabunda”. También cuentan la leyenda que doña Tremebunda acompaña a su marido Don Pericles justo hasta el momento de la lectura del Bando en la Plaza del Carnaval, tiempo que aprovecha para lluspirse y no llegar a la casa sino hasta el 7 de enero, cuando ya ha finalizado el carnaval, por eso dice el cantar:

 

Don Pericles Carnaval

Y su esposa Tremebunda,

Que es una mujer muy alegre

Y un poquito vagabunda.

 

Para pastusos y nariñenses “Pericles” es un forastero que viene cada año procedente de Europa. Por eso su nombre rememora a ese gran personaje histórico, modelo de hombre de Estado democrático que vivió en Grecia entre 495 a. C. y 429 a. C.  “Pericles Carnaval” haría referencia al personaje histórico griego, Pericles, y “doña Tremebunda”, sería Aspasia.

 

decreta el cese de hostilidades cotidianas, del aburrimiento y la tristeza y desata la memoria colectiva

 

El desfile de la Familia Castañeda se ha constituido en la antesala, en la bienvenida, a los Carnavales de Negros y Blancos. En medio de la euforia Pericles Carnaval, un sujeto vestido de negro, guantes blancos y sombrero de copa, acompañado por todo un séquito de juglares, teatreros y toda suerte de personajes fantásticos, con una voz ceremoniosa hace lectura del Bando donde asume como máxima autoridad de la fiesta, expresa su complacencia, hace el recibimiento de la Familia Castañeda, da la bienvenida a los visitantes, prohíbe la tristeza, invita al juego limpio, a vivir en fraternidad, alegría y respeto el Carnaval; decreta el cese de hostilidades cotidianas, del aburrimiento y la tristeza y desata la memoria colectiva para que desfilen las estampas típicas, los cuadros de la remembranza, las bandas musicales y las coreografías. En fin, autoriza a miles de nariñenses y visitantes, a gozar la festividad. Finalmente, advierte: “Queda terminantemente prohibido, prohibir”.

 

Todo el jolgorio y locura carnavalesca se inician a través de la expedición de un documento, donde se consignan normas y se anuncia el inicio del festín declarando que todos han entrado en época de carnaval. Este documento se conoce como el Bando, que no es más que un Edicto donde están contenidas todas las disposiciones que se esperan sean aceptadas y puestas en práctica por los participantes en el carnaval: propios y foráneos. Es conocido por la tradición oral que en las primeras décadas del Carnaval de Negros y Blancos, “El Bando” era un texto literario (poema), inspiración de reconocidos poetas y escritores de la comarca, el cual era leído por Pericles Carnaval en el inicio del Carnaval, es decir el 4 de enero con la Llegada de la Familia Castañeda.

 

Transmisión Canal Cultural Telepasto: Desfile Familia Castañeda- Telepasto

Comentarios de Facebook